مركز بنتيلي الإعلامي مركز بنتيلي الإعلامي
recent

آخر الأخبار

recent
recent
جاري التحميل ...
recent

La campaña “Robokoop.” busca concienciar sobre el expolio al pueblo saharaui a través de una tienda que abiertamente vende productos robados

Hablar de los recursos naturales es hablar de las causas de la ocupación marroquí del Sahara Occidental”
Marruecos comercia con bienes obtenidos de los territorios ocupados a pesar de las declaraciones y sentencias internacionales que lo prohíben
La campaña “Robokoop.” busca concienciar sobre el expolio al pueblo saharaui a través de una tienda que abiertamente vende productos robados
Esta mañana se ha presentado en Gasteiz ‘Robokoop’., una rompedora campaña de comunicación contra el expolio de recursos naturales en el Sahara Occidental. Pesca, fosfatos, arena, hortalizas, energías renovables… La cuenta de los recursos que el gobierno de Marruecos obtiene del Sahara Occidental, que ocupó hace 42 años de forma ilegal, es abultada. “Hablar de los recursos naturales es hablar de las causas de la ocupación del Sahara Occidental”, ha relatado Dalil Lahcen, presidente de la Asociación para el Monitoreo de los Recursos Naturales y la Protección del Medio Ambiente del Sahara Occidental (AMRPEN).
Lahcen ha proporcionado detalles del amplio abanico de recursos objeto del expolio y de la marginación de la población saharaui en los territorios ocupados por Marruecos, a la que apenas se le permite acceder a puestos de trabajo en los sectores afectados. Así, un 83,7% del pescado que se obtiene en las aguas controladas por Marruecos proceden de la zona de Dajla, en el caladero saharaui. Menos de un 5% de los trabajadores en este sector, sin embargo, son saharauis. Ninguno trabaja en el puerto.
La situación de la pesca ilustra lo que sucede con la explotación de la mina de fosfatos en Bucraá, los huertos que consumen aguas fósiles en Dajla o la recogida de alga roja y negra en la costa saharaui. Lahsen ha descrito un modelo depredador de recursos, muy contaminante y que no permite la reproducción de esos bienes, robando también el futuro del pueblo saharaui.
“El 21 de diciembre se cumple un año de la última sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea en la que excluyó de sus tratados de comercio con Marruecos los bienes procedentes de los territorios ocupados”, tal y como ha recordado Abdulah Arabi, Delegado de la RASD (República Árabe Saharui Democrática) en Euskadi, durante la presentación de una campaña que pretende denunciar el expolio. “La sentencia nos ha dado otro argumento. Con ella en la mano, hemos paralizado barcos del expolio en puertos de Sudáfrica o Baleares”. Sin embargo, el representante de la RASD ha subrayado que contra este saqueo “sólo cabe una solución política del conflicto”. 
Jesus Garay, miembro de la Asociación de Amigos y Amigas de la RASD de Álava, promotora de la campaña, ha destacado la importancia del trabajo en red para “socializar la situación” para “reclamar a instituciones, gobiernos y partidos una acción real, directa y efectiva para paralizar algo que no es sólo de justicia sino también ilegal”.
Ésa es una de las claves de la campaña, que busca despertar la indignación por el ilegítimo comercio internacional con recursos que pertenecen al pueblo saharaui, y llama a la acción en las redes pidiendo responsabilidades a partidos e instituciones. Como han hecho hincapié en la presentación, España seguirá teniendo una responsabilidad con el Pueblo Saharaui mientras éste no pueda ejercer su derecho a la autodeterminación.
Campaña colectiva
La campaña comenzó el lunes en las redes sociales tirando de sarcasmo y siguió con ese tono el miércoles, con la apertura de una tienda de productos robados a precio de saldo, en pleno centro comercial de Vitoria-Gasteiz. Robokoop. se anunciaba con lemas que querían no dejar indiferente a nadie: “Que tu ética no te cueste el doble”.
La idea ha partido de un grupo de jóvenes que se han formado en comunicación para la transformación en un curso de más de 100 horas y que ha contado con la colaboración de casi una treintena de profesionales y organizaciones de distintos ámbitos. “Hemos tenido la oportunidad de aprender un poco de todo, desde cómo funcionan las redes sociales a analizar y evitar estereotipos para conseguir una comunicación que contribuya a generar cambios”, según ha señalado Raquel Calvo, miembro de la Asociación. De hecho, la campaña forma parte del proyecto ‘Transformando la comunicación: una campaña contra el expolio de los recursos naturales’, financiado por la Agencia vasca de Cooperación al Desarrollo. 
Detrás de esta campaña está la Asociación de Amigos y Amigas de la RASD de Álava, con la colaboración del grupo de periodistas y activistas Equipe Media y el observatorio internacional WSRW (Western Sahara Resource Watch), además del asesoramiento de la Red Vasca de Apoyo a la UNMS (Unión de Mujeres Sahararuis). 
Vitoria-Gasteiz, a 14 de diciembre de 2017

بقلم : مركز بنتيلي الإعلامي

بقلم : مركز بنتيلي الاعلامي

مـــــركــــز بــنــتــــيــــلــــــي الإعـــلامــــــي .

التعليقات



إذا أعجبك محتوى موقعنا نتمنى البقاء على تواصل دائم ، فقط قم بإدخال بريدك الإلكتروني للإشتراك في بريد الموقع السريع ليصلك جديد الموقع أولاً بأول ، كما يمكنك إرسال رساله بالضغط على الزر المجاور ...

إتصل بنا

عن الموقع

تغريداتي

جميع الحقوق محفوظة

مركز بنتيلي الإعلامي

2018